Damon y Pythias

“Agua y Aceite, suelo decir también, somos el agua y el aceite. Todavía no puedo descubrir quién es quién,
quizás no necesito hacerlo. Nos complementamos. Ella es todo lo que yo no soy, y nunca seré.
Ella me complementa, me muestra un mundo que en mi universo no existe”


Realmente no sé bien por dónde empezar. Quizas sólo debería decir que voy a escribir sobre Ella, y sobre la amistad, pero partamos de unas preguntas básicas con algunas posibles respuestas subjetivas.

– ¿Existe la amistad?

– ¿Existe la amistad entre distintos sexos?
Es posible
– ¿Existe la amistad esencialmente pura y desinteresada?
No

Las amistades existen, y son la mayor bendición. A medida que vamos creciendo, la amistad entre un hombre y una mujer se hace más difícil por razones obvias, pero la cosa se pone cada vez más jodida, porque la amistad entre dos mujeres, también! Ese maldito karma evolutivo, la competencia por un mejor donante de esperma, es espantoso. Entonces nos encontramos en una etapa donde tener amigos reales es todo un desafío. Encontrar una amiga que no te vea como una competencia (y viceversa) o un amigo que no este secretamente enamorado de vos (y viceversa), créanme, es todo un desafío. Y esto no es una película de Disney, esto es la vida real. Todos aquellos que son mil amigos, están más solos que turco en Hayastan.

Suponiendo que ya tenes amigos, y no hay ningún tipo de atracción física entre si, pasemos a la tercer pregunta: ¿Existe la amistad esencialmente pura y desinteresada?
Creo que toda amistad tiene algún tipo de interés. Te juntas con tal persona porque te hace reír, te escucha, te divierte, te es interesante, te ayuda o whatever, cualquiera de estas razones u otras. Pero siempre algún beneficio te trae. Por ende, ya no es desinteresado, lo que no está mal en si. Pero entonces hasta la amistad, de alguna forma es egoísta.  Queda algo puro?

Aún así, hay actos egoístas dentro de la amistad que no tolero. Como recientemente dije en un estado useless de facebook “hay gente que en vez de amigos, necesita público”. ¿A quién no le habrá pasado toparse con gente así? Y si nunca les pasó es porque ustedes son esas personas.
No tolero a las personas sedientas de atención. La verdad me interesa poco y nada la patología subyacente que ha derivado en ese comportamiento.
Quiero aclarar que no es algo que me pasa a mi, sino, a lo qué veo a mi alrededor, toda esa tremenda hipocresía, todo ese egocentrismo. Si me quieren escuchar o no, realmente, no me importa. Mis problemas son míos, y hay muy poca gente con las que lo quiero compartir o escuchar una opinión al respecto. Como no me gusta que me saturen la cabeza con los problemas monótonos, trato de no hacer lo mismo. Y en el peor de los casos, tengo un blog.

Lo que observo es que, alguien se pone a contar algún problema y todos lo interrumpen contando sus cosas. Primero, nadie les preguntó, segundo…. ¿pueden dejar hablar a la persona? Ya tendrán tiempo de contar sus propias cosas.
También están las personas que monopolizan las conversaciones. Que si no se habla de la persona central, estos no prestan más atención a nada. Siempre se tiene que conversar sobre ellos, sus cosas, sus problemas, sus anécdotas y demás. Esa clase de personas deberían decir “juntémonos amigos, así hablo de mi”
Todos quieren sentarse y hablar de ellos mismos, sin jamás preguntarse por el otro. Y si preguntan, apenas la otra persona se pone a hablar… Le interrumpen para volver a hablar de ellos mismos!
Cada uno es como es y si son felices, bien por ellos, no soy quien para decir lo contrario, pero lo qué si puedo hacer, es elegir si seguir teniendo a esas personas a mi lado o alejarme. Como toda amistad es interesada, ¿de qué me sirve tener a mi lado esa clase de personas que tienen un comportamiento tan egocéntrico hacía con los demás?
Dime como tratas al resto y te diré como eres, podría llegar a ser una frase de cabecera mía.
Por eso digo lo del público, si no tienen interés en la otra persona, y solo quieren hablar de ustedes mismos, lo que necesitan es un público, no amigos. O algo mejor aún, un psicólogo. Ese los va a tener que escuchar quiera o no.
Siempre fui selectiva con mis amistades, podría llegar a decir, asocialmente selectiva, y no me sirve tener a mi lado personas tan egocéntricas, esas personas no cuentan con autocrítica, y para perfecciones, tengo a Platón

Ahora sí, puedo pasar a hablar sobre Ella. Mis amistades se caracterizaban por ser bastante obsesivos, pegotes, como dicen ellos mismos; culo/calzón.
Desde muy chica siempre tuve amigos varones. Nunca jugué a las muñecas, porque me dedicaba a pegarles a las chicas con mis amigos varones. Crecí entre primos varones. Y hasta hace poco,  mis mejores amigos también eran varones, pero me dí cuenta que la mayoría de esas amistades eran mentira, porque muchos esperaban el momento indicado para introducirse a mi “glory hole”. Por eso, en el 2o14, a los únicos que tomo como amigos de verdad son mis amigos gays, y mis ex. Por suerte tengo una muy buena relación amistosa con ellos, y no me llevaré sorpresas. La amistad es algo demasiado sagrado en mi vida, prefiero estar sola, que vivir una mentira. Y dentro de las mujeres, blah… nunca me llevé bien con ellas, desde pequeña. Siempre supe que soy un hombre gay atrapado en el cuerpo de una mujer.
A pesar de todo, tengo tanta suerte en el mundo que existe una persona, una única persona, y puedo decir que la relación más importante y la persona más influyente que tuve, es Ella. (esta parte la escribí unas 40 veces, no sé como comenzar, no sé desde dónde ni tampoco si hay una forma correcta). Gori, esto lo escribo para vos, quizás para recordar algunas cosas, y supongo que te hará bien leerlo, sé que estás teniendo un mal día. No puedo escribir para que el resto entienda.

Agua y Aceite.

Somos eso, cualquiera que nos haya conocido o visto, lo afirmaría. Claramente desconozco quién es el agua y quien el apolar. Quizás somos ambas cosas y nos vamos invirtiendo, nos complementamos.
Ya van 10 años, y al recordarlos, hay muchos altibajos, diferencias, peleas, vivencias, emociones, cambios. Pero en todos los buenos y malos momentos, estuvo Ella, así como muchos de los buenos y malos momentos fueron a causa de Ella. Es un denominador común en mi evolución.
Tuvimos una relación, claro que sí. ¿Quién dijo que ese término es únicamente para las relaciones amorosas que incluyen contacto físico?

Mis grandes frustraciones fueron por causa de amistades. Por eso cuando ella apareció, yo me encontraba en una etapa totalmente apática. Todo y todos me daban absolutamente lo mismo, y en eso entraban las amistades. No quería que me lastimen, ya que podría soportar cualquier dolor físico, pero no un dolor emocional (vaya paradoja de la vida). Además, en esa plena etapa adolescente, era bastante hijaputa. No era la mejor época para formar una amistad, pero Ella apareció y estuvo a mi lado a pesar de lo mal que me porté en tantas ocasiones, claro, no me importaba nadie.
La vez de tuve una visión de nosotras fue en Grecia en el 2008. Estábamos paseando, las dos solas, el sol brillaba, hacía calor, nosotras tan nenas, y con una sensación de libertad indescriptible. Hubiese deseado que ese día no terminase nunca, o que en un futuro, pudiésemos repetir eso. Ahí supe que la persona que quería a mi lado, era ella. Compartir momentos, viajes, risas, llantos, vergüenza… todo. Quería compartir todo con ella, y no me había pasado algo así con nadie, al menos con tanta intensidad. Ahí la empece a ver de otra forma, como una amiga que quería de verdad tener a mi lado. Pero volvimos del viaje, y las sensaciones pasaron, y volvieron las peleas por todas nuestras diferencias, y yo era tan pendeja, y era orgullosa, y tan cortita de mente, tan cortita.
Hubo gente siempre en el medio, y lo permitimos, muchas veces nos separaron. Aquella vez lo hicieron por todo un año.
En ese tiempo, estando alejadas, ya tenía mi vida armada y planeada. En el momento más estable “moralmente correcto y socialmente aceptable”, descubrí  Cumbrecita y supe que todo lo anterior era una gran mentira, no quería vivir así, quería romper limites y barreras, ese lugar me cambió. Cambió mi visión, mi carácter, mis prioridades, me renovó totalmente, Volví a nacer, y crecí a la vez muchísimo. Estoy contenta con la clase de persona que soy hoy en día, y se lo debo a Cumbrecita. Emocionalmente estaba llena, pero la extrañaba a Ella. Estaba empezando una nueva etapa, no lo quería hacer sin Ella, necesitaba compartir la felicidad con la persona que más apreciaba.
Me arme de valor, y la fui a buscar y nos amigamos. Ahí empezó una etapa a la que llamo relación, porque comenzamos a convivir. Muchos amigos no aguantan y muchas parejas se separan al convivir. Pero nadie hubiese imaginado que nosotras lo lograríamos. Nos mudamos juntas, convivimos, dormíamos en la misma cama, ella miraba series mientras yo le cocinaba, limpiaba, antes de dormir teníamos debates filosóficos y algunos no tan.
Como ella entraba a trabajar antes y le costaba despertarse, yo me ponía el despertador para despertarla, y mientras ella se bañaba yo hacía ese litro de café  y el desayuno. A la tarde nos llamábamos para saber qué quería comer, así le cocinaba. Nos pasábamos los fines de semana viendo series y teniendo esos famosos puchitostime.  No nos podíamos dormir sin antes tener esas conversaciones tan bizarras que hasta hoy me alegran al recordarlas.
Cuando me fuí a vivir a Cumbrecita, ella se vino TRES meses. TRESmeses estuvo alejada de todo starbucks, ciudad, civilización. Y lo soportó de alguna forma.
“Gorda, se que me pongo neurótica e insoportablemente perfeccionista cuando trabajo, y allá estaba todo el día trabajando, y sé que te hacía la vida imposible. Y aunque no lo pareciera, era la persona más feliz porque te tenía a mi lado, y estaba en mi lugar en el mundo. Te agradezco tanto,  me brindaste meses de felicidad PLENA.” 

Pero perdí en el mismo día a las 2 cosas que más quería: a Ella y a mi lugar en el mundo.

Tratando de superar esa perdida que terminé de alguna forma en España. Ya no había nada que me vinculase con Argentina. Al menos nada con una intensidad suficiente para dominar mis impulsos.

Otro año separadas, y con un oceanos de tiempo separándonos. Me armé de valor, la enfrente. Y aquí estamos. Si continuase siendo esa persona cortiita, no lo hubiese hecho jamás, porque el orgullo jamás me lo hubiese permitido.Era Ella que me habia dejado, y encima en el peor momento de mi vida!!
Me-voy-por-las-ramas/

Pero qué es el orgullo?
No soy orgullosa, pero claramente no soy un trapo. Descubriendo mis pros y contras dia a dia estoy. Pero ser egocéntrica?  Tener que reafirmarle al resto y a mi misma lo que valgo? Tener que ponerme por encima de los demás y menospreciarlos porque no son lo suficientement para que vaya a hablarles? Hm, creo que es bueno tener autoestima, pero el orgullo del egocentrismo …..no. El orgullo me parece sinónimo de autoestima bajo, por mas que los diccionarios digan lo contrario. Si uno estuviese seguro de lo que vale, no sería orgulloso, no se autopondría ese valor. Pero todo es subjetivo. Por suerte hoy,  el único orgullo que tengo, es el que siento por mis amigos.

/Me-voy-por-las-ramas

No tenía nada que perder, y al no ser orgullosa y rencorosa le hablé, la perdoné, y como habré dicho en varias situaciones,  soy capaz de perdonarle todo. Al fin y al cabo, también me he portado muy mal, pero Ella siempre estuvo a mi lado.

Es mi amiga, hermana, madre, hija, compañera, familia, novia, todo. Me siento totalmente afortunada por tener una persona así en la vida. Yo mido la intensidad de mis amistades por una pregunta: ¿sería capaz de donarle un riñón? La respuesta es más que obvia. No definí cual es la parte interesada de esta amistad, no se porque la quiero tanto. Posiblemente por como me siento estando con Ella. Nos conocemos mejor que nadie, y nos entendemos. No hay un dark side por conocer, los monstruos que nadan en lo más profundo del océano de nuestro temperamento, ya aprendieron a convivir.

Hay que cuidar a los amigos de verdad,  que son pocos.

Siempre soñé con tener una amistad como la de Damon y Pythias, y creo que al fin, la tengo. (Sí, eso es de la época que no nos hablábamos, y me inspiraste para esa frase)

[Eres a mi, como el arco es al violín]

Imprescindible

 

No me puedo decir por una canción, todas las de Travis, Morrissey, Interpol, están involucradas, aunque voy a poner una de Travis. El primer día que te mudaste definitivamente conmigo y yo no sabía que canción poner…  pregunté si te gustaba Travis, y vos dijiste, me encanta! Pon “Walking in the Sun” y “Pipe Dreams”. Después nos lo pasamos escuchando todos los días durante muchos meses.

Advertisements
Categories: Pensamientos | Leave a comment

Post navigation

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Create a free website or blog at WordPress.com.

Marikowskaya.com

This girl only sleeps with butterflies

Planeta Tour

Un blog para los que aman el arte de viajar

Don Charisma

because anything is possible with Charisma

Kamikazed

Party People

The World is my home

Recorre conmigo este blog, el mundo es mi casa y aún quedan muchas habitaciones por abrir

%d bloggers like this: